España

Trabajadores terroristas en el Mercadona.

Comparte.

Cuando Mercadona considera conflictivo a un trabajador, lo incluye en una lista de uso interno con una “T” al lado del nombre. “T” de Terrorista. Así se lo comentaron un grupo de trabajadores de la empresa valenciana a Jordi Évole en su programa “Salvados” hace 6 años.

Para ser calificado como trabajador terrorista no hace falta hacer mucho. Basta con caer enfermo y pedirle la baja a tu médico de la Seguridad Social, en lugar de acudir a la mutua de la empresa.

De Santas a malas

Una vez el trabajador está señalado, Mercadona procede a hacerle la vida imposible para forzar su abandono. Movilidad de centro de trabajo, cambios de turno repentino, degradación en sus tareas habituales, etc. Se han dado casos de cajeras que han sido despedidas en periodo de baja, acusadas de no cumplir sus compromisos con la empresa.

Noelia Revueltas, ex-cajera del Mercadona, relata en “Rojo y Negro T.V.”, la cadena de videos en YouTube del sindicato C.G.T. como la empresa le obligó a ir a trabajar con la pierna rota, lo cual le ha provocado una invalidez de por vida.

Un día, Noelia sufrió una luxación de rodilla en el supermercado donde trabajaba. Aquejada por el dolor, acudió a urgencias, donde le escayolaron la pierna. Al día siguiente, la empresa le obligó a ir a la mutua Omnivale, con la que trabaja Mercadona. La médica de la mutua le quitó la escayola, le dijo que no la necesitaba. Al cabo de una semana, sin que Noelia estuviera recuperada, la doctora le indicó que se reincorporara al trabajo. Eso sí, que fuera sin el uniforme, ya que como iba cojeando y con muletas no podía dar una mala imagen de la empresa.

Los dolores iban en aumento. Noelia por la mañana iba a la mutua y por la tarde a trabajar al supermercado. En la mutua le decían que estaba bien. Que su cojera era una característica personal. Pasado un año desde que sufrió el accidente, sin notar ninguna mejoría, Noelia visitó a su médica de cabecera. Tras programar una radiografía descubrieron, que al no guardar reposo, tenía la rodilla deshecha. Tenía huesos internos rotos, ligamentos y había perdido gran parte del cartílago.

Hoy Noelia está en juicio contra Mercadona. La empresa dice que no se hace responsable porque pasó más de un año desde el accidente hasta la denuncia. La antigua cajera comenta que es habitual que muchos trabajadores del Mercadona acudan a trabajar estando en condiciones de pedir la baja. No se quejan por miedo a que les despidan.

Testimonio completo de Noelia Revueltos en Rojo y Negro T.V.

Abuso laboral.

Hay gente que se sorprende al escuchar noticias de este tipo. ¿Cómo puede ser que esto suceda en el siglo XXI? Muy sencillo, en los sectores económicos donde se genera poco valor añadido, como el comercio, la forma de acumular riqueza es exprimiendo a los trabajadores.

En una fábrica de automóviles, en poco más de una hora, se monta un coche que tiene un valor en el mercado de varias decenas de miles de euros. En una empresa de distribución como el Mercadona, el beneficio de la empresa reside en unos pocos céntimos o euros por artículo vendido. Para aumentar los beneficios deben presionar a los trabajadores todo lo que puedan.

En empresas de este tipo, como “El Corte Inglés”, crean una falsa imagen de que el trabajador forma parte de la empresa. Así consiguen imponerles sacrificios cuando sea necesario. Pueden pagarles un mejor sueldo, en comparación con otras empresas del sector, pero necesitan una plantilla obediente y abnegada. No se admiten trabajadores díscolos, no vaya a ser que otros compañeros sigan el ejemplo.

Algunas personas piensan que para combatir estos abusos hay que hacer boicot. No ir a comprar a sus establecimientos. Esto es algo ridículo en una empresa como el Mercadona, que tiene más de un 25% de cuota de mercado.

La pelota está en el tejado de los trabajadores y de los sindicatos. De los sindicatos por no dejarlo pasar, aunque no tengan representación en el comité de empresa. Por otro lado, los trabajadores deben unirse y no dejarse pisotear.

No hay que estar agradecido a Juan Roig, presidente del Mercadona, porque te han contratado. Los supermercados funcionan porque hay trabajadores que los atienden. Si Mercadona y Juan Roig existen es porque hay trabajadores, no al revés.

Para nuestros lectores:

La Madre de Frankenstein

Escucha gratis el AUDIOLIBRO de la última novela que publicó Almudena Grandes.

“La madre de Frankenstein.”

Un relato sobrecogedor de la España de los 50 ambientados en el manicomio de mujeres de Ciempozuelo.

“La novela más emotiva del ciclo de episodios de una guerra interminable.”

El País.

Más información.


Comparte.

2 comentarios en «Trabajadores terroristas en el Mercadona.»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *